Arreaza en El Cairo

El Magreb, la pata coja de la “gira de la dignidad” del canciller de Venezuela


 

Por Hassan Achahbar

El canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, finalizó el domingo en Egipto una gira por siete países de la “Madre África”, iniciada el 19 de febrero en Nigeria, con un “claro objetivo de ll*evar la verdad de Venezuela al continente hermano y afianzar los lazos de solidaridad que unen al país con el continente africano”.

La bautizada “gira de la dignidad Sur-Sur”, una ofensiva diplomática emprendida a dos meses de las presidenciales del 22 de abril, convocadas unilateralmente y a destiempo por el régimen de Nicolás Maduro, incluyó las capitales de Nigeria, Guinea Ecuatorial, Angola, República del Congo, República Democrática del Congo,” Etiopía y Egipto.

“Esperamos volver con el presidente Maduro después de las elecciones presidenciales en Venezuela; esperamos que sea reelegido por su pueblo y uno de los primeros viajes que hará será a África”, indicó el funcionario durante su visita a la República del Congo cuando llamó a la construcción de un Gran Polo de Poder” entre los pueblos de África, América Latina y el Caribe.

“Desde Venezuela estamos convencidos que la única forma de avanzar en el desarrollo económico y social de nuestros países es mediante la cooperación Sur-Sur”, remató luego de un encuentro el pasado sábado en Addis Abeba con su par de etiopia, Workneh Gebeyehu.

El eje central de la ofensiva venezolana en África subsahariana era recabar apoyos para intentar capear en Naciones Unidas la situación de crisis en las relaciones entre Venezuela y la Organización de Estados Americanos (OEA).

“Quieren hacer creer al mundo que en Venezuela hay dictadura, una crisis humanitaria, para intervenir a Venezuela. Como dice el presidente estadounidense Donald Trump que hasta incluso están dispuestos a intervenir militarmente a Venezuela. Porque nosotros tenemos muchas riquezas como el petróleo, el gas, el oro, las tierras y el agua”, apuntó durante su estancia en Angola.

“El gobierno bolivariano quiere que sepan la verdad para que en cualquier instancia nosotros contemos con el apoyo mutuo, para ayudar a nuestros procesos soberanos e independientes”, insistió. Lo mismo enfatizó durante un acto de solidaridad con organizaciones sociales de Guinea Ecuatorial, alertando que los gobiernos de Estados Unidos y de algunos países europeos mantendrán sus “ataques” contra su país, luego de las elecciones presidenciales del 22 de abril.

“Nosotros vamos a elecciones, vamos a ganar con o sin oposición, en cualquier escenario, y seguiremos gobernando, pero seguirá atacando Estados Unidos, seguirá atacando Europa, incluso varios gobiernos de nuestra región que no responden a sus pueblos sino a EEUU”, denunció el ministro.

La pata coja del periplo por la “madre África”, con trasfondo electoral, ha sido la región del Magreb, que no suple la entrevista improvisada a su paso por El Cairo con el egipcio Ahmed Abul Gheith, secretario general de la Liga Árabe.

Apostando por capitalizar el apoyo de Caracas a la causa palestina, Jorge Arreaza ofreció a Abul Gheith un resumen de los recientes acontecimientos en su país, enfatizando la tensa relación con la administración de los Estados Unidos.

Según la prensa de la cancillería venezolana, en el encuentro con el egipcio se valoró la cooperación entre Caracas y la Liga Árabe, un bloque que “agrupa a los Estados árabes del Medio Oriente y el Magreb, además de las relaciones entre Latinoamérica y los países árabes”.

Se trata sin duda de una mentira piadosa pues, a nadie se le escapa que con dicho bloque no cabe cooperación ninguna mientras el gobierno de Venezuela insista en llevarse pésimo con Marruecos, cultivando un anacrónico respaldo al separatismo saharaui y mostrando una injusta e inaceptable aversión a la integridad territorial del Reino.

En tal sentido, el ministro venezolano debía hacer un examen de consciencia sobre lo real y lo ficticio antes de acudir a un organismo de 22 países en el cual Marruecos juega un papel de primer orden y que no reconoce la presunta “república árabe saharaui” que Caracas se empeña en tratar como “Estado”.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Plugin creado por AcIDc00L: noticias juegos
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: posicionamiento web